El 22 de mayo de 2018, actualizamos nuestra Declaración de Privacidad y nuestros Términos de Uso de conformidad con GDPR. Su uso continuo de Educate Magis significa que usted acepta estas políticas. Es por esta razón que le sugerimos dedicar unos minutos a leerlas y a entenderlas haciendo clic aquí.
COVID-19 - Recursos y Recomendaciones Compartidas por Educadores de Nuestra Comunidad Global

Una Tradición VivaColegios Jesuitas: Una Tradición Viva a toda la compañía

CURIA GENERALIZIA DE LA COMPAGNIA DI GESÚ

Colegios jesuitas: una tradición viva

2019/25
A TODA LA COMPAÑIA

Queridos amigos en el Señor,

El 8 de diciembre de 1986, durante la celebración del 400° aniversario de la primera Ratio Studiorum, el P. Peter-Hans Kolvenbach escribió a todos los Superiores mayores para anunciar la publicación del documento Características de la Educación Jesuita, como una continuación de la tradición educativa que la Compañía de Jesús comenzó con la Ratio. No se pretendía que las Características fueran una nueva Ratio Studiorum. Más bien, tenía como objetivo proporcionar “una visión común y un común sentido de nuestra finalidad… un modelo con el que nos contrastemos a nosotros mismos”.

El P. Kolvenbach esperaba que este documento pudiera ayudar en el discernimiento necesario para encontrar los medios más adecuados “para llevar a cabo, con fidelidad y eficacia, la misión recibida, teniendo en cuenta el continuo cambio de las circunstancias” (P. Kolvenbach, carta del 8 de diciembre de 1986 citando el n°32 de su carta sobre el Discernimiento apostólico en común, con fecha del 5 de noviembre de 1986).

Siete años después, en 1993, el P. Kolvenbach presentó un nuevo documento, Pedagogía ignaciana: un planteamiento práctico, más conocido como el Paradigma Pedagógico Ignaciano, que proporcionó un estilo pedagógico para el aula, que encarnaba las características descritas en el documento anterior.

Sin duda, estos dos documentos han contribuido en gran medida a los procesos de discernimiento y renovación que han hecho que nuestros colegios, y muchas otras instituciones jesuitas influenciadas por estos documentos, se adapten mejor a las circunstancias cambiantes de nuestro mundo y a las necesidades de las nuevas generaciones que educamos.

Hoy quiero presentar un nuevo documento, Colegios jesuitas: Una Tradición viva en el Siglo XXI. Un ejercicio continuo de discernimiento, que sigue esta tradición de ayudar a nuestro apostolado educativo a reflejar y discernir los desafíos y oportunidades particulares de nuestro tiempo, continuando el proceso necesario de renovación, innovación y re-imaginación, que nuestra educación requiere durante este cambio de época que experimentamos hoy. El mejor homenaje que podemos ofrecer a nuestra larga tradición en educación es poder explorar nuevos modelos, modos creativos e imaginativos, para ofrecer nuestra visión espiritual y experiencia educativa a nuestros estudiantes y sus familias. Por lo tanto, el nombre del documento refleja bien su propósito: renovar nuestra tradición viva en la educación, como un ejercicio continúo de discernimiento.

Este documento debe ser visto como parte del proceso de discernimiento que nuestro apostolado educativo ha mantenido desde que se publicaron por primera vez las Características y el Paradigma Pedagógico Ignaciano. Este proceso ha continuado más recientemente con un ciclo de reuniones mundiales: un Coloquio en Boston en 2012, un Seminario Internacional en Manresa en 2014 y el Primer Congreso de Delegados de Educación Jesuita – JESEDU-Río en Río de Janeiro en 2017. El proceso continuará con un Segundo Coloquio en Yogyakarta, Indonesia, en 2020 con el marco de las Preferencias Apostólicas Universales como una dimensión importante de este discernimiento.

Este documento proporciona 10 identificadores clave de los colegios jesuitas. Quieren ser otro elemento importante para ayudar a reflexionar sobre lo que hace hoy jesuita a un colegio jesuita, mientras afrontamos el desafío de mantener nuestra identidad al servicio de nuestra misión de reconciliación y justicia, central para lo que hacemos y somos. De particular importancia hoy es el identificador número 2: compromiso de crear un ambiente seguro y saludable para todos. Nuestros colegios han estado realizando políticas y protocolos para evitar, identificar y responder a cualquier tipo de abuso. El desafío es continuar este camino y modelar el cambio cultural necesario que nuestras sociedades requieren para crear entornos seguros y saludables para todos.

Una Tradición Viva no sustituye los documentos anteriores, sino que los complementa y actualiza como un ejercicio continuo de discernimiento. Los tres deben tomarse juntos como el marco contemporáneo de la educación jesuita. Una Tradición Viva también quiere responder a la aceleración del cambio que experimentamos hoy y, por eso, el documento en sí es un discernimiento inacabado, un texto vivo que invita a los educadores de nuestras escuelas a enriquecerlo con sus reflexiones, experiencias y contribuciones. En este sentido, este es un documento abierto que modela el discernimiento que pretende inspirar, y quiere proporcionar pautas para continuar la educación de hombres y mujeres para y con los demás en el contexto de la excelencia humana, que distingue nuestra tradición educativa.

Quiero agradecer a los miembros de la Comisión Internacional del Apostolado de la Educación Jesuita (ICAJE) su trabajo durante los últimos 8 años para elaborar este documento. Al igual que con los documentos anteriores sobre educación, una Tradición Viva se ha enriquecido de numerosos borradores, debates, comentarios mundiales, consultas y la participación de educadores ignacianos especializados.

Ahora, el desafío es hacer del documento una herramienta efectiva para animar el discernimiento necesario para nuestro apostolado educativo. El Segundo Coloquio JESEDU- Jogja2020, como la primera reunión mundial del nuevo ciclo, presentará el documento para el coloquio virtual a principios de 2020. Pido a los Superiores Mayores, después de la presentación del documento, que se aseguren de que sea ampliamente conocido, distribuido, utilizado y discutido en sus provincias y regiones por todos los educadores y todos los implicados en los colegios. Los Delegados Provinciales de Educación aportarán buenas ideas sobre las mejores formas de poner este documento a disposición de sus colegios, para que inspire un discernimiento continuo sobre el mejor modo de llevar a cabo nuestra educación hoy en las realidades locales, regionales y mundiales en las que servimos. El documento debe presentarse como parte del proceso de encarnar las Preferencias Apostólicas Universales y de la renovación del vigor apostólico requerido por ellas, como les he presentado en cartas anteriores.

Sinceramente suyo en el Señor,

This image has an empty alt attribute; its file name is image.png
Arturo Sosa, S.J.
Superior General

Roma, 5 de noviembre de 2019
Fiesta de Todos los Santos de la Compañía
(Original: inglés)