Presentamos “Involúcrate”, una página para saber por qué, quién y cómo involucrarte en Educate Magis, nuestra comunidad global.

Por Centro Virtual de Pedagogía Ignaciana
Nov 19th, 2018

En las instituciones educativas de la Compañía, la innovación es una preocupación que ha estado siempre presente, expresada en la búsqueda de mejores respuestas a las necesidades de cada tiempo y lugar en procura de una mayor calidad en la formación integral de los estudiantes, y asociada a la introducción de prácticas transformadoras para mejorar los procesos de enseñanza y aprendizaje. Hoy, en esta búsqueda, es importante preservar la fidelidad creativa a las raíces de la educación jesuita.

La espiritualidad y la pedagogía ignacianas han sido y siguen siendo una inagotable fuente inspiradora para la selección de estrategias, procesos y medios para la acción de los educadores. Para este número, hemos seleccionado cuatro escritos que nos pueden ayudar a comprender mejor esas raíces y a releer los documentos educativos de la Compañía, para iluminar preocupaciones y temas pedagógicos de hoy.

Aníbal Oyola Vela S.J., en su trabajo “Aproximación pedagógica ignaciana a la autobiografía de San Ignacio de Loyola”, 2016, rastrea la vida de Ignacio para entender cómo Dios, `el gran Maestro´, le educa en el conocimiento de sí mismo, del mundo y de su libertad, releyendo desde allí y contrastando las “Características de la Educación de la Compañía de Jesús” (1986)

Wenceslao Soto S.J., en su artículo “El apostolado ignaciano de la educación: Institutio puerorum para la reformatio mundi”, 2017, nos cuenta cómo varió San Ignacio su primera concepción de la Compañía, abriéndola a esta nueva actividad apostólica que sintió como llamada clara del Señor. En la experiencia de estos primeros colegios se encuentran las raíces de la misión educativa de la Compañía y de la pedagogía ignaciana.

José Francisco Aranguren S.J., en su trabajo “Ratio Studiorum y educación de la interioridad: Redescubrir su vinculación para la educación del Siglo XXI”, 2018, se aproxima a la concepción implícita de interioridad en el Ratio desde su idea de ser humano, para identificar y comparar, con categorías actuales, las prácticas y técnicas de la educación de la interioridad presentes en dicho documento.

Jesús Montero Tirado S.J., por su parte, en el documento: “La afectividad en la espiritualidad y en la pedagogía ignaciana”, 2002, nos explica cómo educar hoy esta importante dimensión de nuestra interioridad, con criterios ignacianos, desde los Ejercicios Espirituales y, sobre todo, desde la relectura de los planteamientos del documento “Características de la Educación de la Compañía de Jesús”.