On May 22nd 2018, we updated our Privacy Statement and our Terms of Use in compliance with GDPR. Your continued use of Educate Magis means you agree to these revised policies, so please take a few minutes to read and understand them here.
COVID-19 Resources and Recomendations Shared by Educators from our Global Community

“Muli Bwanji?” significa en lengua chichewa “¿Cómo estás?” y es la frase que recoge el sentido y da nombre a la página web  (https://mulibwanjismmesil.home.blog/) que informa sobre las actividades  relacionadas con el hermanamiento escolar entre el Colegio Santa María del Mar en A Coruña (España) y la Escola Secundaria Inácio de Loiola (ESIL) en Msaladzi (Mozambique).

Desde hace tres años, un centro con 50 años de historia, Santa María del Mar, y una escuela que acababa de iniciar su andadura, , ESIL caminan de la mano gracias a un convenio de hermanamiento escolar que supuso un compromiso de solidaridad y complementariedad desde una fe y una espiritualidad comprometida con la justicia.

Un proceso de conocimiento y enriquecimiento mutuo entre dos realidades muy diferentes que contribuye a desarrollar, en ambos centros, el respeto por la diversidad, el compromiso solidario y la sensibilización contra la indiferencia.

La ESIL es un centro de secundaria coordinado por jesuitas y con profesorado contratado por el gobierno del país. Inicio su andadura en el 2016 y en la actualidad cuenta con 600 alumnos y 11 profesores.

Se encuentra situada en la región de Angónia, cerca de la frontera con Malaui, denominada “granero de Mozambique” y la Compañía de Jesús desarrolla en esta zona una misión agraria desde hace más de treinta años . Por esta razón en la escuela se forma a los alumnos, además de la enseñanza reglada, en técnicas agrarias y de cooperativismo para que las transmitan a sus familias y actúen como líderes transformacionales.

Santa María del Mar ( www.santamariadelmar.org)  es un centro educativo de la Compañía de Jesús, privado concertado e integrado por un equipo de educadores, jesuitas y laicos. Con más de 1500 alumnos y una plantilla de 110 docentes, es un referente en Galicia en sus ya 53 años de existencia.

Profesores de ambos claustros trabajamos en proyectos educativos comunes compartiendo recursos en un “Baúl de recursos virtual” y realizando pequeñas acciones de conocimiento mutuo, ya sea a través de cartas, celebraciones propias de cada centro o conocimiento muto de la literatura regional a través de proyectos de aula en todas las etapas educativas.

Aunque a veces la comunicación es difícil, la práctica conjunta ha supuesto un crecimiento personal y profesional para los docentes. Por un lado, los jóvenes profesores de la ESIL se ven apoyados y asesorados en la implantación de nuevas metodologías y, por el otro, el profesorado de Santa María del Mar tiene que reinventarse para adaptar su experiencia a nuevas situaciones, con menos medios y  con casi total ausencia de tecnologías.

En la etapa de Educación Infantil, se ha generado un proyecto intercentros, “Fitas de Vento” (fitasdevento.wordpress.com)  en el que colaboran e intercambian experiencias y saberes seis escuelas y familias gallegas y africanas. Una propuesta que dejamos abierta en Educate Magis para otras escuelas infantiles que quieran participar.

De igual manera, el hermanamiento tiene un alto componente solidario centrado en las necesidades de la ESIL, a través de acciones concretas y periódicas como campañas de recogida de material escolar, becas, o utillaje para los comedores y de universalización en la educación, colaborando activamente con el proyecto de acogimiento de huérfanos “Sementes de Amanhã” y con la escolarización de las niñas de la región.

Pero, más allá de la oportunidad para ejercer la solidaridad desde cauces que acentúan el compromiso y la continuidad frente a las campañas puntuales, el hermanamiento supone una maravillosa experiencia en la pastoral escolar. Para el alumnado, en el que ha  despertado una fuerte sensibilidad y responsabilidad ante la situación Norte- Sur y para los docentes, por el contacto directo entre las dos comunidades a través de estancias y visitas de profesores y jesuitas de ambos centros.

Por el camino, hemos disfrutado de la celebración del cincuenta aniversario de Santa María del Mar, de la creación del Club de Judo y de Ajedrez ESIL, de la Semana Ignaciana en las dos escuelas, de las misas de inicio de curso o de los cuentos, músicas e historias compartidas.

Para toda la comunidad educativa del colegio europeo, el hermanamiento contribuye a favorecer la reflexión-acción de alumnos, profesores y familias en defensa de los derechos humanos y la cooperación internacional para el desarrollo y la solidaridad. Para el colegio africano, supone un proceso de sostén y apoyo, de valorización de lo propio y de intercambio de información y comunicación.

Para ambos, un acercamiento a la espiritualidad e identidad ignacianas desde perspectivas y realidades diferentes.

Esperamos que la plataforma Educate Magis constituya una ventana abierta al contacto con otros centros y podamos compartir regularmente nuestras acciones y experiencias con otras escuelas.