On May 22nd 2018, we updated our Privacy Statement and our Terms of Use in compliance with GDPR. Your continued use of Educate Magis means you agree to these revised policies, so please take a few minutes to read and understand them here.
COVID-19 Resources and Recomendations Shared by Educators from our Global Community
By Laura Díez
Oct 14th, 2020
Gracias por compartir cada día con “tus niños” la alegría de su inocencia, su interés por las experiencias nuevas…
Gracias por disfrazar con capas y magia sus miedos a lo que escuchan alrededor, por pintar sus días con historias de valentías que se trabajan en el aula.
Gracias porque una mirada es capaz de mostrar tanto como cien palabras y ellos entienden tu empeño con solo verte la cara.
Gracias por desayunar tesón cada mañana y dejar en ellos el último hilo de voz al terminar cada tarde.
Gracias por ser nuestras manos y nuestro empeño como padres, durante el tiempo que están en clase, por complementar nuestros esfuerzos para hacer de ellos personas de bien.
Gracias porque en cada página que avanzan por materia crecen por dentro y, aunque no son capaces de verlo en la rutina diaria, ellos saben que en cada una de ellas van impresas tus ganas de seguir sumando a su lado.
A menudo en las tensiones diarias de casa perdemos con facilidad los nervios y entonces viene a nuestra cabeza tu ejemplo. Entonces caemos en la cuenta y agradecemos mucho más ese esfuerzo continuo para domar las olas de sus ímpetus estacionales, de sus complicaciones de la edad, de sus inseguridades y altanerías, pero multiplicadas por tantos números como alumnos tiene cada grupo.
Sois héroes de nuestro hoy en unos momentos en que la educación atraviesa un estrecho camino entre dos vértices. Y no acabamos de entender que la base del futuro de nuestra sociedad siempre esté en medio de tempestades que despistan la verdadera luz que marca nuestros pasos. Fueron nuestros maestros lo que ayudaron a nuestros padres a moldearnos en los primeros años de nuestra vida.
Son los maestros los que nos ayudan hoy a compartir la tarea de formación de nuestros hijos. Es la Educación de nuestros colegios, gracias a la vocación de nuestros docentes, los que grabarán en nuestros alumnos de hoy, como lo hicieron ayer y lo harán mañana, la huella que les haga ser hombres y mujeres para los demás.
Como padres, como compañeros, como alumnos que fuimos ayer, el corazón nos dicta un mensaje de agradecimiento sincero a la labor callada y continua que hacéis cada día. #docentes